La linaza se ha convertido en un producto “estrella” en las dietas para bajar de peso.  Veremos cómo es su preparación en forma casera y también cómo utilizarla.

La semilla de linaza, previamente molida, es útil no solo combinada con alimentos para ayudar a bajar de peso, sino como sustancia activa en el tratamiento de otras patologías como ciertos tipos de cáncer, enfermedades del sistema digestivo, trastornos nerviosos, problemas cardiacos, inmunológicos y otros.

También ayuda a resolver problemas de piel y cabello, mejora la diabetes y la vida sexual. Antes de consumir linaza te explicaremos como prepararla para aprovechar al máximo sus propiedades curativas.  En este caso, lo que se busca es bajar de peso y para ello podemos utilizarla de distintas formas.

La linaza es una semilla que puede comprarse entera o ya molida.  O podemos encontrarla sintetizada en forma de suplementos o aceite. Comprar semillas de linaza puede ser conveniente para poder disponer de ellas en cualquier momento que lo necesitemos.

No conviene comprar semillas sueltas ya que podrían estar en mal estado.  Lo mejor es elegir las que vienen envasadas y guardarlas en un recipiente hermético y en un lugar oscuro y seco.

Si preferimos comprarlas ya molidas, busquemos las que vienen refrigeradas y envasadas al vacío.

Linaza Para Bajar De Peso Y Preparación | Preparación de platos con linaza

  • – Es importante saber que la linaza actúa como espesante de las preparaciones.
  • – Se puede incorporar a la masa de panes o galletas antes de su cocción.
  • – También se puede añadir a preparaciones a base de vegetales hervidos. Le dará un toque de sabor muy particular, parecido a lo que pasaría si los espolvoreáramos con frutos secos molidos.
  • – Podemos hacer desayunos dietéticos reemplazando una parte de los cereales por semillas de linaza molidas añadidas a la leche o el yogur.
  • – Una cucharadita de postre de aceite de linaza incorporado a los licuados o batidos normaliza el contenido de grasas y azúcares saludables.
  • – Se pueden preparar infusiones de linaza.  Para ello se hierven dos cucharadas soperas de semillas por cada taza de agua hasta obtener un preparado de consistencia gelatinosa.
  • – Una cucharada de semillas en remojo en agua fría nos dará un remedio natural muy efectivo para eliminar gases e hinchazón abdominal.
  • – Otra opción es añadir una cucharada de semillas de linaza molida a los jugos de frutas, licuados o batidos.

¿De qué manera ayuda a perder peso la linaza?

El aporte de linaza normaliza los niveles de colesterol, combate la retención de líquidos, disminuye la inflamación y los gases, limpia los intestinos por su alto contenido en fibras y es saciante.

La preparación de alimentos con linaza es nutritiva y ayuda a bajar de peso sin riesgos para la salud.

 Cómo ayuda la linaza a perder peso

El consumo de semillas de linaza permite acelerar el metabolismo para que se quemen más calorías de las que se consumen: así es como se pierde peso.

Por otra parte, las fibras producen sensación de saciedad, haciendo que comamos menos y participan de la limpieza intestinal evitando el estreñimiento, la hinchazón y la acumulación de toxinas en el organismo.

Los ácidos grasos que contiene intervienen en la normalización de los niveles de colesterol, haciendo que baje el malo y se eleve el bueno.  Esto tiene como efecto secundario un fortalecimiento de la salud cardiovascular puesto que mantiene las arterias limpias y libres de obstrucciones o taponamientos.

Además, contiene vitaminas B1, B2, C y E y minerales como hierro, calcio, fósforo o magnesio.  Todos ellos son muy importantes para mantenernos sanos y por eso el consumo de linaza en forma de suplemento alimentario nos mantiene bien nutridos en el caso de que decidamos dejar de utilizar algunos alimentos por ser muy calóricos o grasos.

El consumo de suplementos de semilla de linaza permite reducir y reemplazar las frituras, el chocolate, las salsas o los productos de pastelería industrial que como bien sabemos, atentan contra cualquier intención de bajar de peso.

¿Cuál es la mejor forma de consumirla?

La forma más adecuada de que la linaza tenga un efecto adelgazante es mezclarla progresivamente con los alimentos.  Se puede añadir a los yogures o jugos de fruta, utilizar como complemento de las ensaladas o, moler dos cucharadas de semillas y mezclarlas con un vaso de agua.

Las semillas de linaza pueden reemplazar a los huevos y a las grasas: Una cucharada de semillas de linaza con 3 de agua equivale a un huevo y 3 cucharadas de semillas con 2 de agua, equivalen a una cucharada de aceite.

La linaza molida hace que los alimentos se cocinen más rápido y no necesiten estar mucho tiempo sumergidos en aceite y ganando calorías.

¿Cómo se la puede encontrar?

Podemos comprar las semillas y molerlas en el momento de utilizarlas para que no pierdan ninguna de sus propiedades o, si lo preferimos, podemos encontrar suplementos en forma de cápsulas o tabletas.  También podemos comprarla ya molida o adquirir su aceite ya procesado.

Los suplementos de linaza tienen un alto poder nutricional por eso son muy apreciados en las dietas para bajar de peso.