vinagre para bajar de peso

 

Aunque es un ingrediente de uso diario en la alimentación, pocas veces nos detenemos a pensar que al utilizar vinagre estamos ayudando a nuestro metabolismo a bajar de peso.

El vinagre es un producto infaltable en las cocinas.  Su utilización tanto en forma cruda como dentro de la cocción, es tan habitual que cuando lo hacemos no nos damos cuenta de que estamos incorporando a nuestro organismo un elemento de gran ayuda en las dietas adelgazantes y también para desintoxicar nuestro aparato digestivo.

 Vinagre Para Bajar De Peso | ¿Qué tipo de vinagre es el más recomendable?

Todas las variedades de vinagre son saludables, pero cuando nuestro objetivo es bajar de peso, el mejor es sin ninguna duda el vinagre de manzana o de sidra de manzana ya que es el único que posee propiedades específicas para perder calorías y grasas.

¿Cómo actúa el vinagre de manzana?

Las propiedades que hacen del vinagre de manzana un producto ideal para acompañar cualquier menú bajo en calorías y grasas son las siguientes:

Poder saciante: Su consumo reduce el apetito porque nos hace sentir llenos con comer una pequeña cantidad de alimento.

De esta forma no tendremos necesidad de comidas demasiado calóricas ni abundantes, nos bastará con un plato pequeño y eliminaremos la necesidad de “picoteo” o la sensación de voracidad que lleva a algunas personas a despertarse por las noches para continuar comiendo.

Depurativo y desintoxicante: Debilita y destruye a las bacterias perjudiciales que se alojan en las paredes de los intestinos.

Combate el estreñimiento: Tiene un efecto laxante muy suave sin llegar a producir diarreas, pero ayuda a normalizar el tránsito intestinal y en el caso de personas que padecen estreñimiento, lo reduce favoreciendo la desinflamación.

Es diurético: Su contenido en potasio permite eliminar la retención de líquidos sin efectos secundarios como calambres o mareos.

Favorece la circulación sanguínea: Al hacerlo normaliza los niveles de colesterol y triglicéridos de la sangre para que no se formen depósitos de grasa en las arterias.

Acelera el metabolismo de la digestión, evitando la acumulación de grasas.

¿Cómo se debe tomar el vinagre de manzana?

La dosis recomendada inicial es de una cucharadita de las de postre diluida en medio vaso de agua, y beberla media hora antes del almuerzo y cena.

Se mantiene esta dosis durante una semana y luego se puede aumentar a tres cucharaditas por día.

Si te resulta muy fuerte o no te agrada el sabor puedes probar a suavizarlo con media cucharadita de miel de ágave, un comprimido de stevia, que es un endulzante natural que no posee calorías o una pizca de canela en polvo.

Tomar vinagre de manzana antes de las comidas es un modo natural para bajar de peso pero no debe hacerse durante demasiado tiempo ya que puede afectar a la densidad ósea.

Propiedades 

Es depurativo:   Contiene ácido acético que interviene en el funcionamiento de los intestinos.  Destruye las toxinas y bacterias que se alojan en los intestinos provocando inflamación, gases y dolor.  Previene el estreñimiento.

Es un buen “alcalinizador” del Ph sanguíneo, que ayuda a prevenir infecciones originadas por el exceso de azúcares, carbohidratos y otros elementos “acidificantes”.

Reduce el apetito: Beber medio vaso una hora antes de las comidas nos ayudará a sentirnos saciados y no necesitaremos comer tanto.

Es diurético: Contiene potasio, un mineral muy necesario cuya falta es la que produce calambres cuando nos deshidratamos. Beber vinagre de manzana nos ayudará a eliminar líquidos innecesarios pero sin perder minerales.

Evita la formación de triglicéridos manteniendo los niveles de glucosa y colesterol de la sangre.

Mejora la “digestibilidad” de las grasas evitando que se acumulen en los tejidos.

No se trata de un producto “quemagrasas” sino más bien de un acelerador de la digestión que permite eliminarlas con mayor rapidez de nuestro torrente sanguíneo.

Su consumo está recomendado para personas con diabetes ya que reduce un 20 a 25% el porcentaje de glucosa en la sangre.

¿Cómo se utiliza el vinagre de manzana para adelgazar?

Se debe comenzar poco a poco e ir aumentando en forma progresiva, con una cucharada media hora antes de cada comida mezclada con medio vaso de agua.  Comienza con una cucharadita diaria, diluida en medio vaso de agua, para ver cómo lo tolera tu organismo. Se puede beber dos a tres veces al día y endulzarlo con miel de ágave o estevia.

Utiliza vinagre de manzana puro, que no esté filtrado ni pasteurizado. Así te asegurarás de que contenga todos los nutrientes necesarios. Un vinagre manzana, cuando es de buena calidad, suele formar en la superficie una pequeña tela de color oscuro. Si la retiras y filtras el líquido lo puedes seguir utilizando sin inconvenientes.

No utilices otro tipo de vinagre que no sea el de manzana ya que no van a tener ni sus propiedades ni sus nutrientes. El vinagre de manzana es un producto muy efectivo que sirve para bajar de peso si se acompaña con una dieta adecuada y ejercicio físico practicado diariamente.